Vivir es un asunto urgente [BdN]

El Dr. Mario Alonso Puig es un prestigioso médico especialista en Cirugía General y del Aparato Digestivo, con amplia formación adicional en campos como la inteligencia humana, la medicina mente cuerpo, la psicología positiva, el liderazgo, la comunicación, la gestión del estrés… Ha dedicado gran parte de su vida a explorar el impacto que tienen los procesos mentales en el despliegue de los talentos y en los niveles de salud, de energía y de bienestar. Es, además, un destacado ponente y conferenciante y autor prolífico de obras de crecimiento personal.

“Vivir es un asunto urgente” es un ensayo acerca de la conexión entre nuestras actitudes cotidianas y nuestras emociones. De una forma amena, aunque quizá algo desestructurada, la obra ofrece claves sencillas para una relación más fluida y positiva tanto con nosotros mismos como con otros. Recogemos en nuestro Bloc de Notas algunas de esas ideas.

PRIMERA PARTE: EL CAMINO DEL HÉROE

  • El mapa mental, aquellas ideas, conceptos y creencias que nos fueron útiles en el pasado, puede que ya no lo sean para llevarnos hacia el futuro que buscamos
  • Entre lo que estuvo en el pasado y lo que estará en el futuro actúa nuestra libertad, nuestra capacidad de apasionarnos y elegir
  • Atrevernos a explorar y desarrollar nuestro verdadero potencial
  • El estrés es consustancial a la vida. La clave no es eliminar el estrés, sino gestionarlo adecuadamente
  • Describir la experiencia emocional por medio del lenguaje elimina mucha de la negatividad que esa emoción pudiera contener
  • El lenguaje no sólo describe la realidad, sino que además es capaz de crearla. Nuestra forma de hablarnos a nosotros mismos afecta tremendamente a nuestra manera de relacionarnos con el mundo
  • Ante los desafíos e incertidumbres, recordar que tenemos muchos más recursos de los que pensamos. Ello nos dará confianza para avanzar con ánimo e inteligencia
  • La salida del túnel existe, pero mientras no cambiemos nuestro estado mental limitante, sencillamente no la veremos
  • Conducir la atención desde la cabeza hasta el cuerpo para detener los pensamientos limitantes
  • La ansiedad es la gran enfermedad de nuestro tiempo, y es causada por el continuo bombardeo de pensamientos negativos y limitantes
  • La salida del túnel a veces no pasa por pensar sino por actuar, por no quedarnos inmovilizados
  • El determinante fundamental del logro en medio de la incertidumbre no es lo inteligentes que seamos, ni los conocimientos que poseamos, sino nuestra mentalidad
  • No enfocarnos en lo que podemos perder sino en lo que podemos llegar a ganar: ante los desafíos, concentrémonos en lo que queremos, no en lo que tememos
  • Muchas veces, ante los peligros, los obstáculos y los problemas nos amedrentamos y nos escondemos en nuestros burladeros personales. No somos protagonistas de la vida, simplemente la vemos pasar
  • Buscamos excusas para permanecer en nuestros cómodos burladeros, donde sabemos que estamos seguros y encontramos la justificación para no dar un paso adelante. Para salir del burladero no es necesario ser más inteligente sino más comprometido
  • Quedarnos atrapados en el miedo es privarnos de la posibilidad de crecer y evolucionar, y de transformarnos en aquello que nunca creímos posible
  • El único fracaso es la incapacidad de aprender de las caídas y de levantarnos a pesar de los descalabros
  • Si otros confían en ti, es triste que tú no lo hagas

SEGUNDA PARTE: EL ENCUENTRO

  • Gran parte del estrés que experimentamos en nuestro día a día se debe al modelo tan limitado de conversación que empleamos en nuestras interacciones
  • El nivel de conciencia y el lenguaje que usamos van siempre de la mano
  • Cuando sólo me centro en mí mismo dejo de ver a la persona que tengo enfrente, y entonces esa persona deja de ser un fin en sí mismo y se convierte en un medio para lograr algo
  • Cuando te sientes con alguien, no permitas que la preocupación se siente contigo
  • No dediquemos el peso de la conversación a argumentar, sino a preguntar para escuchar
  • Tratar de entender no lo que piensa una persona sino lo que siente. Muchas actitudes de los demás son incomprensibles para nosotros pero tienen mucho sentido para ellas. Escuchar no implica estar de acuerdo; simplemente pretende comprender para conectar
  • Hemos perdido la agudeza sensorial para descubrir el sufrimiento de otras personas
  • Defenderse y contraatacar impiden crear una conexión con el otro
  • Cuando uno adopta la actitud de “experto” y piensa que todo lo sabe y que no hay nada nuevo que aprender, deja de escuchar a los demás
  • En la interacción interpersonal, crear un espacio para dialogar con honestidad y escuchar con autenticidad
  • Vincular los sentimientos a los hechos y no a las personas; describir hechos en lugar de emitir juicios. Se puede ser duro con la conducta y suave con la persona
  • Hemos sido condicionados para avergonzarnos si manifestamos nuestros sentimientos de dificultad. Pero pedir ayuda no es una muestra de debilidad, sino de humildad, claridad, compromiso y fortaleza
  • La mayor parte de nuestras inseguridades y de nuestras desesperanzas no son reales sino aprendidas. Hemos sido condicionados para crear una imagen de nosotros mismos y vivir de acuerdo con esa imagen
  • Nos obsesionamos con defender la imagen de lo que supuestamente somos en lugar de arriesgarnos a descubrir aquello que podríamos llegar a ser
  • Empleamos mucho tiempo y energía intentando impresionar a los demás con una imagen diferente, con un continuo pretender ser. Tenemos obsesión por mantener nuestra fachada
  • La vergüenza es una emoción devastadora, más negativa que la culpa. Sentimos culpa por lo que hacemos, pero vergüenza por lo que somos
  • Si nos negamos a nosotros mismos tal como somos, no sólo nosotros, sino el mundo entero se perderá el impacto transformador que podríamos generar
  • Muchas personas acaban arruinando sus posibilidades no por carencia de recursos sino por falta de confianza
  • Las sensaciones de falta de capacidad que nos llevan a desconfiar de nosotros han sido condicionadas
  • El dominio de nuestra conversación interior es una necesidad si queremos gestionar nuestra vida
  • La sensación de sentirse permanentemente juzgado proviene del miedo a no estar a la altura
  • Cuando simplemente reaccionamos a las circunstancias, nos convertimos en esclavos de ellas. Cuando en lugar de reaccionar respondemos, nos convertimos en generadores de nuestras propias circunstancias
  • No nos da miedo hacer las cosas porque sean difíciles, sino que las cosas son difíciles porque nos da miedo hacerlas
  • Si queremos ser más felices y tener mejor salud, la búsqueda ha de dirigirse hacia adentro, no hacia afuera
  • Adoptar una actitud más positiva y desarrollar un sentimiento de agradecimiento por lo que tenemos y no apreciamos
  • Sonreír con frecuencia, moverse con energía y hablar con entusiasmo tiene un impacto notorio
  • El poder del humor y de la sonrisa pasa desapercibido. El humor reduce el distrés
  • Sólo cambiamos de verdad cuando nos damos cuenta de las consecuencias de no hacerlo

Basado en Mario Alonso Puig. Vivir es un asunto urgente. Editorial Aguilar (2007)

Email this to someoneTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>